Inteligencia Formal vs. Inteligencia Emocional

Inteligencia Formal vs Inteligencia Emocional

Todos queremos que nuestros hijos sean inteligentes, que desarrollen capacidades, para que “sean listos y tengan un buen futuro”.

Asociamos la inteligencia a los buenos resultados académicos, a la responsabilidad en los estudios e incluso, al buen comportamiento. Pues atención… que nuestros hijos sean inteligentes no significa que tengan estos comportamientos.

Por todos es conocido que Albert Einstein tenía un cociente intelectual (CI) muy elevado y sabemos todo lo que aportó por el desarrollo científico, pero, ¿sabíais que tenía muy bajos resultados académicos?

Lo primero de todo, os voy a ofrecer la definición de inteligencia por la RAE:

“(Del lat. intelligentĭa).

1. f. Capacidad de entender o comprender.

2. f. Capacidad de resolver problemas.

3. f. Conocimiento, comprensión, acto de entender.

4. f. Sentido en que se puede tomar una sentencia, un dicho o una expresión.

5. f. Habilidad, destreza y experiencia”.

Y también os voy a ofrecer la definición de inteligencia en psicología:

“La inteligencia se define como la capacidad de adquirir conocimiento o entendimiento y de utilizarlo en situaciones novedosas. En condiciones experimentales se puede medir en términos cuantitativos el éxito de las personas a adecuar su conocimiento a una situación o al superar una situación específica”.

Si nos guiamos por estas dos definiciones, todos querríamos que nuestros hijos tuviesen dichas características… pero si sólo potenciamos estas características estaríamos mermando el desarrollo intelectual de nuestros hijos.

Todos conocemos que hay personas que tienen un elevado CI, que son capaces de desarrollar teoremas matemáticos, y procesos intelectuales inalcanzables para el “común de los mortales”, y que al mismo tiempo, tienen grandes dificultades en las interacciones sociales, en las que se sienten incapaces, bloqueados y “nada inteligentes”.

¿A qué se debe este hecho si alguna de las características descritas en las definiciones indican que las personas inteligentes adquieren conocimientos y pueden utilizarlos en situaciones novedosas?

La teoría que exponemos desde .oO PequeEnFamilia Oo. es que a través de la educación que ofrecemos a los niños estamos mermando sus capacidades emocionales, creativas y sociales, ya que únicamente se están ofreciendo desarrollos lógico-formales, aumento de memoria…

Para que la inteligencia de nuestros hijos no quedé mermada también es importante el desarrollo de la inteligencia emocional que según Daniel Goleman podría definirse:

“La inteligencia emocional consiste en la capacidad de saber gestionar las emociones propias e incluso las ajenas desarrollando lo que se conoce como empatía que es la capacidad de saber ponerse en el lugar de la otra persona sin llegar a identificarse emocionalmente con ella”.

Y que tiene las siguientes características principales:

“- Conocer las emociones y sentimientos.

-Aprender a manejar las emociones y los propios sentimientos.

– Aprender a reconocer las emociones y los propios sentimientos.

– Aprender a crear nuestras propias motivaciones.

– Aprender a gestionar nuestras relaciones”.

Si somos capaces de potenciar ambos aspectos de la inteligencia, incluyendo la capacidad creativa de nuestro hijo, estaremos desarrollando al máximo el potencial de nuestro hijo.

 

Alejandra F. Aladro

 

 

 

Anuncios

Un pensamiento en “Inteligencia Formal vs. Inteligencia Emocional

  1. Pingback: La inteligencia emocional en la adolescencia | .oO PequeEnFamilia Oo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s